¿Qué me enganchó a lo marista? 

          La persona de algunos Hermanos y el espíritu de familia y hermandad que he visto en ellos.

¿Qué me ha aportado la experiencia de vida en grupo…? 

          Me ha ensanchado la mente y el corazón para estar abierto a las distintas opciones en la vida y a no encasillarme cabezonamente en mis propias ideas.

¿Qué me enamora de lo maristas, qué me da vida? 

          La sencillez, el ejemplo de Champagnat y los primeros Hermanos, un grupo de Hermanos que me parece son fieles al de S. Marcelino hoy, la valentía de otros y el abrir caminos.

 

seguir leyendo